Aragón_hoy

Buscar contenidos Hemeroteca Búsqueda por localidad Buscador avanzado

Ir al contenido de la web | Ir al menú de navegación



Estas en: Hemeroteca | Unos 11.000 niños y jóvenes participan en 185 campamentos y colonias durante la primera quincena de julio en Aragón

domingo, 24 de septiembre de 2017
domingo, 17 de julio de 2016

Unos 11.000 niños y jóvenes participan en 185 campamentos y colonias durante la primera quincena de julio en Aragón

El Instituto Aragonés de la Juventud está encargado de dar la autorización y de supervisar este tipo de actividades de tiempo libre
Logotipo Instituto Aragonés de la Juventud

 

Aragón acoge en la primera quince del mes de julio 185 campamentos y colonias en los que participan unos 11.000 niños y jóvenes. Estos son los datos que tiene registrados el Instituto Aragonés de la Juventud (IAJ), que es el organismo que debe supervisar este tipo de actividades al aire libre.
 
Los datos corresponden a la primera quincena del mes de julio y se espera que en el conjunto del verano se superen las cifras de 2015, año en el que se organizaron 439 actividades de este tipo que contaron con 22.276 menores.
 
Por provincias, desde finales de junio y hasta el día 15 de julio hay previstos 135 campamentos en Huesca (7.833 participantes), 25 en Teruel (1.984 menores) y otros tantos en la provincia de Zaragoza (1.171 participantes).  Para atenderles, según los datos del IAJ, hay 1.663 monitores y otros 478 trabajadores.
 
El director del instituto Aragonés de la Juventud, Adrián Gimeno, explica que todas estas actividades son supervisadas desde este organismo, que asesora a los promotores, controla las condiciones de seguridad, de higiene…
 
Entre otras cuestiones el IAJ recibe y supervisa la documentación necesaria para el desarrollo de las actividades juveniles en Aragón, inspecciona las actividades ‘in situ’, asesora en cuestiones de normativa y organización para la puesta en marcha de este tipo de actividades juveniles y elabora material de información en materia de seguridad.
 
Según Adrián Gimeno, este tipo de actividades veraniegas fomentan la autonomía de los jóvenes, generan espacios de educación no formal en los que se adquieren competencias básicas relacionadas con la comunicación, la convivencia y la tolerancia.
 
Asimismo, el contacto con la naturaleza, el aprendizaje lúdico de algunas disciplinas y la convivencia resulta beneficioso para los niños y menores.
A ello hay que sumar, apunta el director del Instituto Aragonés de la juventud, que estas actividades generan un impacto económico importante para las zonas en las que se llevan a cabo ya que, además de los menores, los campamentos y colonias mueven a muchos monitores, trabajadores y a los padres de los menores a sitios que, en muchas ocasiones, permanecen despoblados el resto del año.
 
En concreto, favorecen a los comercios y establecimientos de hostelería, favorecen la firma de pequeños contratos de servicios (cocina…) y dan a pie a la creación de empleo.

 

Formulario para comentar el contenido:



Dirección de Comunicación del Gobierno de Aragón Contacto
Teléfono de contacto: 976 714 000

  • RSS
  • Facebook
  • Flickr
  • Twitter
  • Youtube
  • Ivoox