Aragón_hoy

Buscar contenidos Hemeroteca Búsqueda por localidad Buscador avanzado

Ir al contenido de la web | Ir al menú de navegación



Estas en: Portada | El Hospital Ernest Lluch de Calatayud comienza la reforma de su bloque quirúrgico para mejorar la calidad asistencial

jueves, 12 de diciembre de 2019
miércoles, 17 de julio de 2019

El Hospital Ernest Lluch de Calatayud comienza la reforma de su bloque quirúrgico para mejorar la calidad asistencial

Los trabajos, en los se invertirán 577.355 euros, se prolongarán durante tres meses y permitirán incrementar las condiciones de seguridad de los quirófanos
El centro mantendrá parcialmente la actividad quirúrgica, dado que se va a disponer de dos salas quirúrgicas funcionantes en el bloque obstétrico
La entrada al bloque quirúrgico que va a ser reformado.

Con el objetivo de mejorar la calidad asistencial que se presta a los ciudadanos el Hospital Ernest Lluch de Calatayud va a acometer, a partir del próximo lunes, 22 de julio, las obras para la reforma parcial de su bloque quirúrgico. Los trabajos, en los que se invertirán 577.355 euros, IVA excluido, y que se prolongarán durante tres meses, permitirán mejorar notablemente las condiciones de seguridad del bloque, situado en la segunda planta del hospital y compuesto por cuatro quirófanos, una sala de yesos y espacios complementarios.

El gerente del sector sanitario Zaragoza III, José Ignacio Barrasa, y el director médico del Ernest Lluch, Ignacio Sagardoy, han presentado hoy las obras y las medidas tomadas para evitar su impacto en la población. Asimismo, han agradecido tanto la comprensión de los ciudadanos como el apoyo de los propios profesionales sanitarios ante las molestias que toda obra conlleva.

De este modo, se procederá a la mejora de la instalación de la climatización, sustituyendo los filtros del sistema, lo cual mejorará notablemente las condiciones de seguridad de los quirófanos frente a posibles contaminaciones ambientales. Respecto a la fontanería, se sustituirán las redes de distribución generales de la planta y las derivaciones a aparatos sanitarios. Y se renovarán las luminarias de los pasillos estéril y sucio.

Estos trabajos conllevarán las siguientes iniciativas concretas:

  • Sustitución del climatizador actual que da servicio al bloque quirúrgico por otro nuevo de similares características, con potenciación de las baterías de frio y calor.
  • Sustitución del sistema de recuperación existente por uno más eficiente.
  • Independización hidráulica de las redes de frio y calor para el bloque quirúrgico con la instalación de dos grupos de bombas para frio y calor desde los cuartos hídricos generales del hospital situados en planta baja.
  • Instalación de un nuevo cuadro eléctrico en planta tercera para alimentar el nuevo climatizador.

Además, se sustituirán algunas de las carpinterías exteriores de la fachada del bloque quirúrgico, por otras más eficientes energéticamente, así como la iluminación, y se instalará un sistema de gestión centralizada.

La actividad quirúrgica

Mientras se prolonguen las obras, el hospital va a mantener parcialmente la actividad quirúrgica, dado que se va a disponer de 1 quirófano más otro paritorio totalmente equipado y acondicionado como sala quirúrgica en el bloque obstétrico, en la primera planta. El quirófano se va a dedicar en turno rotatorio a la realización de intervenciones programadas de Cirugía, Traumatología, Ginecología y Urología. Gracias a ellos se continuará operando a los pacientes que no puedan o deban ser derivados a otro centro, buscando en lo posible el menor impacto en la población.

La segunda sala quirúrgica se reservará para la atención de posibles urgencias quirúrgicas que puedan surgir. Ambos estarán dotados de personal al completo. Además, el centro contará con el apoyo de un quirófano móvil por si hiciera falta alguna estabilización de pacientes críticos quirúrgicos de manera excepcional.

Cabe destacar que, al inicio de las obras la lista de espera quirúrgica de más de 180 días de Otorrinolaringología, Dermatología, Ginecología y Urología en el Hospital de Calatayud se encuentra a cero. No obstante, se ha establecido un circuito en determinadas especialidades para asegurar las operaciones en el plazo garantizado.

Así, los pacientes de Oftalmología que precisen ser operados en este periodo serán derivados a la Unidad de Cataratas del Hospital Nuestra Señora de Gracia de Zaragoza, mientras que los pacientes de Otorrino que necesiten ser intervenidos lo harán en el Hospital Clínico por la misma profesional que los atiende en Calatayud, gracias a la colaboración entre ambos servicios. Por último, también se ha establecido un circuito de derivación de posibles urgencias al Clínico, como hospital de referencia, en el que colaboran los servicios de ambos centros.

Lista de espera

Cabe destacar que el Hospital Ernest Lluch es el hospital que cuenta con los mejores datos de lista de espera en Aragón. A partir de abril de 2016 la demora quirúrgica en este centro es inexistente, o prácticamente inexistente.

Así, desde enero de 2015 han entrado en lista quirúrgica 9.643 pacientes y han sido gestionados 9.732, de modo que el total de pacientes atendidos es ligeramente superior a los que entran en lista, lo que favorece que no se acumulen demoras en las diferentes especialidades del hospital.

En la actualidad, la demora media de los pacientes que están pendientes de una intervención quirúrgica en el hospital de Calatayud es de 65,9 días; 31,6 días menor que la media de Aragón.
 

Formulario para comentar el contenido:



Dirección de Comunicación del Gobierno de Aragón Contacto
Teléfono de contacto: 976 714 000

  • RSS
  • Facebook
  • Flickr
  • Twitter
  • Youtube
  • Ivoox